Cómo comprar acciones en la Bolsa. Guia Rápida. Parte 2

En el artículo anterior:  Cómo comprar acciones en la Bolsa. Guia Rápida. Parte 1, se definieron conceptos como «mercado de valores», «oferta y demanda», y cuál es el objetivo al invertir en la bolsa. Por otra parte, se explicó que para saber cómo comprar acciones en la Bolsa es necesario manejar la terminología básica del mundo de los valores negociables. De igual forma, se aclararon términos como «precio de venta», «oferta y orden». Posteriormente, señalamos qué es un fondo mutual o de inversiones, recomendando este medio de inversión como el ideal al iniciarse en el mercado bursátil. También destacamos que si se desea invertir por cuenta propia, es necesario cumplir con ciertos requisitos para no operar con pérdidas, allí, explicamos la necesidad de investigar la empresa de interés y leer las noticias sobre esta, provenientes de fuentes ajenas al consorcio. Por último, se indicaron dos variables a examinar para realizar un estudio serio, previo a la inversión: margen de beneficios y equidad/retorno. En esta segunda parte, continuaremos señalando otros parámetros que deben ser estudiados antes de decidir sobre cuál o cuáles acciones se van a abrir operaciones.

Cómo comprar acciones en la Bolsa. Más Indicadores

Deuda y capital

La solvencia de una empresa es muy importante, lo que hace que sea necesario mantener un buen equilibrio entre su capital y las deudas adquiridas. Para saber si esta deuda está al nivel de pago de la compañía, se puede realizar un análisis de esta en comparación con el capital. Esta información se obtiene al dividir la deuda por el patrimonio total correspondiente a los accionistas. En este caso, un resultado porcentual pequeño o por debajo de 50 es un buen indicador.

Veamos un ejemplo: si la deuda es de 3.000.000 dólares/euros y la equidad es de 5.000.000 dólares/euros, la relación de deuda/capital se obtiene al dividir 3.000.000 / 5.000.000. Esto obtiene un resultado del 60%, no muy favorable. De igual forma, es importante hacer una comparación de esta relación con la deuda/capital de las empresas de la competencia. Si el de la que nos interesa para invertir es menor, es un buen indicador.

El valor

Es necesario tener claro el concepto de valor. Se entiende que mientras mayores beneficios genera una acción, mayor es su valor. Por este motivo, es necesario analizar este elemento y también analizarlo con la relación precio/ganancias (P / G). Es decir, se debe tomar la cotización actual y dividirla por los beneficios anuales por acción de las acciones. Donde la ganancia por acción viene representada por las ganancias totales divididas por el número de acciones en manos de los inversores. En este caso, si las ganancias son 2.000.000 de dólares/euros y hay 8.000.000 de acciones en el mercado, se divide 2.000.000 / 8.000.000, el resultado es 0,25, lo que se traduce en que cada acción produce una ganancia de 25 centavos. Por otro lado, si una acción se vende a 60 dólares/euros y su ganancia es de 0,25, se divide 60 / 0,25, resultando 240. Esto indica que la acción tiene un valor 240 veces superior a la ganancia posible. Este 240 es la relación P/G y nos indica que la acción es muy cara en comparación con las ganancias que puede dar.

Cómo comprar acciones en la Bolsa. Posibilidades

Las formas para comprar acciones son varias. Por ejemplo, es posible comprar acciones directamente al emisor, es decir, en ciertas compañías se pueden comprar acciones directamente, sin la necesidad de usar un bróker. Esta es una forma de iniciarse menos arriesgada y más económica, ya que se ahorran gastos administrativos y comisiones al corredor. El proceso es sencillo, ubique la empresa que le interesa, contacte con ella para comprobar si tiene planes de compra. En caso afirmativo, solicite toda la información necesaria como descripción del plan, normas y otros detalles, además de los formularios para hacer la compra. De esta forma, se puede encontrar un plan de inversiones con cuotas fijas mensuales, reinversiones y otras ventajas.

El uso de los corredores es la forma más común para saber cómo comprar acciones en la Bolsa. Este profesional o empresa tiene la autorización y credenciales necesarios que le permiten comprar y vender activos de cualquier tipo en el mercado bursátil. Si se desea invertir en grande o en sectores variados es la mejor opción. Ahora bien, no todos los corredores o brókers individuales ofrecen los mismos servicios. Por ello, es importante tener claro qué se desea hacer para decidir sobre el servicio más conveniente. Los tipos de corredores más comunes son «de servicio completo» o «de descuento». Los primeros ofrecen un servicio que cubre, no solo la realización de la operación, sino que dan orientación y consejos para invertir. Estos brókers suelen tener tarifas elevadas, pero en caso de no tener tiempo para hacer el trabajo que hemos ido indicando en estos artículos, este es el profesional a escoger. Por su parte, los corredores de descuento solo se contratan para poder hacer las inversiones. En el caso de que un inversor se dedique a tiempo completo o dedique suficiente tiempo para hacer estudios de mercados y generar estrategias, esta es su mejor opción, puesto que no requiere de asesoría y consejos, y esto le permite hacer un ahorro significativo en pagos de comisiones.

En ambos casos es necesario solicitar toda la información sobre el corretaje que ofrecen como: precios, comisiones, gastos especiales, especialidades y otros, antes de tomar una decisión.

Cuenta de corretaje. Al iniciar la relación con el bróker, muy probablemente preguntarán por la cuenta de corretaje del inversor. En caso de no tenerla, se le guiará para abrir una. El agente solicitará alguna información importante necesaria para conocer el perfil de quién desea invertir. La cuenta de corretaje es donde se ingresará el capital que se va a dedicar a la compra/venta de acciones, en muchos casos los brókers pueden ingresar y hacer operaciones en estas de manera directa. De la misma forma, el corredor le pedirá la información tributaria al inversor, ya que los ingresos por las operaciones realizadas serán notificados al organismo tributario. Lo normal es que se haga un depósito inicial en la cuenta de corretaje para que el bróker pueda realizar las primeras compras. Ya con el dinero en cuenta, se señala al agente el tipo de operación que se quiere abrir y en la empresa que se desee, esto es lo que se conoce como “introducir una orden”. Realizada la inversión por el agente, este enviará una confirmación al inversor y esta confirmación es lo que se conoce como “registro de compra”.

En definitiva, tanto en este artículo como en el anterior hemos facilitado las claves básicas para comprar acciones en la Bolsa; no obstante, es recomendable complementar esta información con material adicional, como puedan ser vídeos de internet, libros especializados, cursos específicos e incluso conferencias sobre el tema. Cualquier inversor que siga esta pequeña guía tendrá la capacidad suficiente para realizar un buen análisis del mercado de valores, así como crear estrategias efectivas para operar sin problemas en el mercado bursátil.

Más Información

curso gratis

Háblanos por WhatsApp en: 0034 648 552 205